¿Fuentes primarias, secundarias, de primera y segunda mano?

Lo primero que hay que tener en cuenta para entender correctamente la tabla a continuación es la diferencia entre, por un lado, fuentes primarias y secundarias y, por el otro, fuentes de primera mano y de segunda mano. Las fuentes de primera mano son las que el investigador reúne a través de sus propios medios como las entrevistas que él mismo realiza, fotografías que él mismo toma, observaciones que él mismo hace, etc. Las fuentes de segunda mano son las que reúne ya elaboradas por alguien más, puede tratarse de bibliografía académica, de documentos que sean pertinentes para su investigación o fotografías que alguien más haya tomado. Ahora bien, estos dos tipos de fuente pueden ser primarios o secundarios dependiendo de la importancia que tengan para el desarrollo del proyecto. Así, un documento público, por más que sea una fuente de segunda mano, puede constituir una fuente primaria si su investigación es acerca del lenguaje usado en la redacción de documentos públicos.

La numeración en la tabla intenta mostrar, de manera cronológica, la manera en que las diferentes fuentes son usadas:

1. En la etapa de formulación del proyecto tanto las fuentes primarias como las secundarias se usan de manera articulada para producir un documento que sea apropiado para la formulación inicial de un proyecto de investigación.

2-3. En la etapa de recolección hay dos maneras de proceder: o bien se recolectan las fuentes primarias primero y después las secundarias, o se recolectan las fuentes secundarias primero y las primarias después. Aunque ambas aproximaciones son válidas, el criterio usado en este caso para darle preeminencia a las fuentes primarias es el tiempo que tomará terminar la investigación. Si empieza por la recolección de las fuentes primarias logrará una delimitación del objeto de investigación más rápida y precisa, inmediatamente el tiempo de recolección de las fuentes secundarias se reduce. El procedimiento inverso hace que la etapa de recolección de las fuentes secundarias pueda extenderse indefinidamente, de este modo usted podría terminar un estado del arte antes de empezar su investigación.

4. El procesamiento de los datos es la etapa final: es el momento en que tanto las fuentes primarias como secundarias se juntan para poder elaborar unos resultados que sean consecuentes con el proyecto y las pasos en que se desenvolvió. Teniendo claro el tipo de fuentes que usará en cada fase del proceso, ¿ya sabe cómo va a recolectar y transcribir sus fuentes de primera mano?

A %d blogueros les gusta esto: